«Dejate amar por Dios» – Autor: José Luís Alonso, oar

El mayor homenaje,
El mejor regalo,
La más grande satisfacción
Que puedes dar a Dios, es dejarle
Que él sea Dios en tu vida.
Lo único que Dios te pide,
Lo que él espera de ti,
Es que aceptes su amor
Y le dejes amarte.
Tú no eres nada, y no puedes dar nada al que lo es todo.
Eres pura necesidad de Dios.
Por eso, tu única manera de ser tú mismo, es dejar que Dios te ame.
Dios no necesita nada de ti.
No quiere nada de ti.
Dios sólo quiere de ti,
Que te abras a su amor,
Que lo aceptes y le hagas vida de tu vida.
Dios quiere ser el protagonista de tu vida. Te pide que te dejes amar por él, que permitas que su amor dirija tu vida entera.
Dios quiere llenarte con su amor, para que – amando – llegues a conseguir tu plenitud.
Dios sabe mejor que nadie,
Que solamente su amor puede hacer
El milagro más grande:
Que tú seas verdaderamente tú.
Al aceptar el amor de Dios en tu propia existencia, reconoces que todo lo puedes con él, y que sin él, eres nada, no puedes nada.
Cuando te abres al amor de Dios, aprendes a ser verdaderamente tú.
Sólo cuando aceptas el amor de Dios, es cuando valoras tu grandeza y empiezas a amar de verdad.
Si aceptas el amor de Dios, puedes amar a Dios, amarte a ti mismo, amar de verdad a todos.
El amor de Dios es tu clave, tu único puente para vivir en comunión con Dios, contigo mismo, con tu prójimo, con el universo.
No pretendas conquistar a Dios con tus migajas, con tus obsequios, gloriosamente vacíos.
No quiere nada tuyo porque no necesita nada de nadie.
Dios sólo te pide una cosa:; que aceptes su amor, que te dejes amar por él.
Con su amor, estás lleno de él. Sin su amor, estás totalmente vacío.
Dios te pide que aceptes su amor, para que le puedas amar, devolverle lo suyo.
Tu felicidad ha de ser aceptar su amor. Tu categoría, dejar que Dios ame a todos, a través de ti.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: